lunes, 15 de octubre de 2007

Mañana será un nuevo día

















El sol sale, se esconde y vuelve a salir. Tendremos la suerte o no de contemplarlo, pero el nuevo día siempre llega. Y es mucho mejor que nos pille siendo felices.

3 comentarios:

prazsky dijo...

Lástima que no sea tan fácil para algunos.

Mamen Villanueva dijo...

No es fácil, pero ¡hay que intentarlo por tantas razones!

Vigna González dijo...

Que hermoso está ese mensaje; la vida nos enseña que apesar de los problemas debemos levantarnos mirar al cielo, recordar sin dolor el pasado, precisar nuestras vidas hacia un nuevo horizonte, llenar nuestros corazones sólo de sentimientos que valgan la pena aunque las personas que pasen por nuestra vida no valoren lo que somos, pero siempre hay que luchar y amar el nuevo ocaso que Dios nos regala.