martes, 9 de mayo de 2006

Sepulcro blanqueado
















- Amado esposo, fue un acierto el contratar a ese artista que labró nuestro sepulcro con tanto esmero. Somos la admiración de todo el que pasa por aquí.
- Querida esposa, nosotros hemos donado a la posteridad un bello sepulcro, pero no es menos cierto que muchas personas se han preocupado por adornar su existencia con virtudes que recordarán sus coetáneos y quizá generaciones venideras. ¡Larga vida a todos ellos!

2 comentarios:

mj dijo...

epLarga vida también para ti, que dejas en mi mente los recuerdos de reflexiones e imagenes preciosas.

Javier dijo...

Es un honor el que visites este blog. Gracias por tus comentarios. Bienvenida.